domingo, abril 15, 2012

el acomodador enciende la luz mala





La antropofagia como una de las bellas artes

Ellas en las filas
Detrás de la escalera
En espacios recién inaugurados por la lluvia
O los pastizales del desnudo aquel
Critican la salita
A la proyección nadie la ve
El cortinaje se mueve agitado por el polvo
que también quiere entrar
Arde a la derecha un gran brasero a alcohol
Se comparan con la Zully Moreno
Vestigios de un rostro jamás olvidado
Acaso no fue en el Tigre aquella antigua vez
Cuando en la lancha se pintaba las uñas de metálico azul
-Sabés lo que era
Murmuran e interrumpen la ajena exhibición
Del filme salen manos
Vaivén de dedos
El acomodador enciende la luz mala
Todo el mundo de pie
-Disimulá el tono,    loca
y bajá un poco esa voz
Alguien grita 'la cana' sin poderse contener
-Francisco parecés un idiota
-Estás como la estatua de Santa no Sé Qué

Algunas pocas zafan
salvadas por azar

Eran el colmo de musa inspiradora
Un espejo sin forma que perfuma y se arroja
Ellas por las calles
las esquinas
los zaguanes vacíos...

Fernando Noy, San Antonio Oeste, 1951
en 200 años de poesía argentina, selección y prólogo de Jorge Monteleone, Alfaguara, Buenos Aires, 2010
imagen de Enfero Carulo©,  De cartón, Serie La Mujer Invisible, en Uno de los nuestros

1 comentario:

irene gruss dijo...

Buen Noy. Gracias; Irene

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...