viernes, enero 18, 2013

rebobinaría la cinta



Yo no me llamaba Bob

Estábamos perdidos
en el extranjero,
en una ciudad como La Plata,
Lévico, Olula del Río o Tokio.
Yo no me llamaba Bob
ni vos Charlotte
aunque tenías
los ojos más hermosos
que he visto
en muchos años,
y la belleza frágil
de la muchacha del film

de Sofia Coppola.
Si todo esto fuese
como en la dolce vita
rebobinaría la cinta
en el momento
en que mi mano
acaricia tu pie
y después te beso
y logro
hacerte sonreír
susurrándote
algo de Roxy Music
o de Spinetta
al oído.
Pero no siempre
hay finales abiertos.
Un encuentro
en cualquier lugar del planeta.

José María Pallaoro, La Plata, 1959
en Una medida adecuada a todo: poemas 2009-2011, De la Talita Dorada, City Bell, 2012
imagen de Alberto Pancorbo© – Beso Postal, en Uno de los nuestros

No hay comentarios.:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...