sábado, julio 26, 2008

sobre la intranquilidad de los juncos


el capricho de osuna

a Paloma Nussio


Mi corazón desprolijo
olvida a veces la palabra lagartija
pero azulejos, flor de almendro
o mayólica, no

entre bastidores
retranscribo pentagramas
sobre la intranquilidad
de los juncos
que saben otoño inevitable

aurora y tulipanes en cambio
son esculturas singulares de lo más perecedero
mientras que poesía es miramiento, intimidad
y esmerilar, esmerilar

obcecados
contra los caprichos de la muerte.

Luisa Futuransky

de Inclinaciones, Lugares y malezas, editorial Leviatán, Buenos Aires, 2006

2 comentarios:

gabrielaa. dijo...

poesía es miramiento, intimidad y esmerilar, esmerilar

Anónimo dijo...

hermoso

yamana

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...