martes, julio 15, 2008

nadie sino miseria de nosotros mismos

*
Más allá del amor no hay nada, sólo
penumbra de fugacidad, disperso
tiempo que se diluye en tiempo, nadie
sino miseria de nosotros mismos.
Más allá del amor y de todo, formas:
lenta memoria, penas de unos cuerpos,
una fantástica melancolía,
formas de todo lo que fue y ha sido
amante.
*foto perteneciente a flor codagnone

No hay comentarios.:

emily dickinson. me digo que la tierra es breve

*** Me digo que la tierra es breve, y la angustia absoluta. Que hay demasiado mal; ¿pero qué? Me digo que podríamos morir; que la m...