viernes, mayo 15, 2015

vana congregación de instantes



Les Sanglots de la Lyre
a Aldo José Beccari

El sumo dolor
puede ser el momento
excelso
de la celebración de la verdad:
la elevación feérica
de la consumación de un canto.
El zumo de la vida
en un sorbo de altura,
que la historia
(y jamás lo sabrás)
le llamará final
de una vana
congregación de instantes.
Esto: simplemente un muerto,
materia indolora,
una subsumida anécdota de sí,
son ablaciones de férvidos
cuerpos de palabras
que, locamente se amaron
y se extinguieron.

Aldo Oliva, Rosario, 1927-2000

de Ese General Belgrano y otros poemas, 1999
en Aldo Oliva, Poesía completa, Editorial Municipal de Rosario, Rosario, 2003
imagen de The Catman en Contemporary Style

1 comentario:

Pedro Donangelo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...