martes, abril 07, 2009

la muerte no es nada (dryden)


*
Mira al frente. ¿Qué hay?
Si lo ves tal cual es
nunca errarás.

Bassui Tokusho
Murió el vigésimo día del segundo mes de 1387, a la edad de 61 años.
Antes de morir, Bassui se dirigió a la multitud que se había congregado y pronunció el poema transcripto. Lo repitió en voz alta y expiró.

*
Me he pasado la vida afilando la espada.
Y ahora, cuando me enfrento a la muerte,
La desvaino, y he aquí
Que la hoja está rota
¡Ay!

Dairin Soto
Murió el vigésimo séptimo día del primer mes de 1568, a la edad de 89 años.

*
Todas las doctrinas, rotas;
Las enseñanzas del zen, deshechadas:
Ochenta y un años.
El cielo se resquebraja y desploma,
La tierra se abre:
En el corazón del fuego
Se esconde la primavera.

Giun
Murió el decimosegundo día del décimo mes de 1333, a la edad de 81 años.

*
Al venir, todo está claro, no hay duda.
Al ir, todo está claro, sin duda.
¿Qué es, pues, todo?

Hosshin
Siglo XIII
Una semana antes de morir, Hosshin declaró: 'Moriré dentro de siete días'. Nadie le hizo caso, pero siete días después Hosshin pronunció sus últimas palabra: el poema transcrito y cuando un monje le pidió que añadiera otra frase, Hosshin lo reprendió con un grito agudo de 'Katsu' (que significa que se ha alcanzado la ilumninación) y murió.


*
Durante setenta y tres años
He sacado agua clara del fuego.
Ahora soy un insecto diminuto.
El mundo tiembla
Si lo rozo con mi cuerpo.

Ingo
Murió el vigésimo primer día del octavo mes de 1281, a la edad de 72 años.

*
Vine al mundo con las manos vacías,
Descalzo lo dejo.
Venir, partir:
Dos sencillos sucesos
Que se entrelazaron.

Kozan Ichikyo
Murió el decimosegundo día del segundo mes de 1360, a la edad de 77 años.
Unos días antes de morir, Kozan convocó a sus alumnos, les ordenó que lo enterraran sin ceremonia y les prohibió que celebraran funerales en su memoria. Escribió su poema la misma mañana de su muerte, dejó el pincel y falleció en posición erguida.


*
¡Katsu!
¡Katsu!
¡Katsu!
¡Katsu!

Kogetsu Sogan
Murió el primer día del décimo mes de 1643, a la edad de 70 años.
La palabra 'katsu' no se puede traducir. Es una aguda interjección que emiten el profesoer y el alumno zen en el momento de la iluminación. Aparece en muchos textos zen chinos y japoneses y aún hoy puede oírse en el interior de los monasterios
.

de Poemas Japoneses a la Muerte escritos por Monjes Zen y Poetas de Haiku en el umbral de la muerte, 'Segunda parte: Poemas a la muerte de monjes zen', antologados, prologados y comentados por Yoel Hoffmann, traducción de Eduardo Moga, DVD poesía, Barcelona, 2004.

4 comentarios:

Marcelo dijo...

Qué buenos poemas, Sibila y qué buena conjunción de monjes con poetas: Sólo en oriente es posible.
Gracias.

gabrielaa. dijo...

pero las enseñanzas del zen, ¿se deshicieron, o las desechó?

;)

Natalia Zacarías dijo...

Me encanta la poesìa japoonesa. Disfruté mucho leyendo.
Gracias! :)

sibila dijo...

gracias, marcelo.

imposible preguntarles. están todos muertos. (hemos perdido la seriedad, amiga. sin comentarios.)

nati: me gusta que te haya gustado.
gracias, a vos.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...