miércoles, diciembre 05, 2012

cuando hubo el obsequio




apágase, están diciendo, su voz, la voz, su voz
en la biosfera de esta tierra, la estratosfera bajo:
y no habrá apague alguno acaso acerca de su voz
de aquí en más: nada cambiará en la tierra ni aún
quien sufrió el cantado apague en Manhattan Lower:
estábase en su propia cama al punto Allen, satelital
su voz diciendo al mundo es de Allen esta voz, desde
Manhattan Lower, previo a “las olas rompen” o is dying:
su voz satelital en noches tardas se expandía sin horario
a lo ancho, lo largo: es de Allen, sí, esta voz, desde Lower
Manhattan, donde la cama, su cama, cuidados intensivos
en potencial dice el suceso a venir, satelital les dice desde
una cama en Manhattan Lower lo que ha de suceder a Allen
a esa voz que dice ser desde la cama de Manhattan Lower
Allen, la voz de Allen en su cama de Manhattan Lower con
cuidados intensivos: luego el sýmpathos, tal cual la bella
Grecia antigua, altas la marea y las aves lloran, rómpese
con furia un oleaje, enorme azotando el embarcadero:
Allen, satelital su voz, la voz, dice es Allen esta voz
al punto alguien lee llanto de caballos donde el mar
expresa el griego sýmpathos en profética furia sibilante:
en el caso no hay la prometida por la fe piedad ansiada
no está en la escena nada que su alcance haga algo: hay
en cambio esto: como siempre pinos arrancados a la fecha
bajo luces mercantiles que ensuciando cielan de una nieve
que artificial no cae en su caer ni trae paz de nochebuena
sino que plégase el fulgor en tonos varios a graves capitales:
International Sears hoy anuncia “Christmas with Sears” más
porcentaje del veinte relativo a descuentos y celébrese con
International Sears la breve mercantil de paz por sustitutos
que canten a la fecha alabanzas con motivos de una suerte
de algo como un santo desde el Polo Norte abajado o Belén:
refugiado de vergüenza fue al vientre de una anónima María
convencido todo fue un error, a la oscura del alma otra vez:
tal cual el caso acá: “Christmas with Sears” estamos invitados
al veinte el porcentaje de ofertas que nos cielan con fulgores
el nuestro éter expropiado cada día, tal cual el prometido pan
sobrepasa el ayuno involuntario al cordero aún en “Christmas”:
“Celebrate with Sears” artificial al modo de nevisca sin caer
que muéstranos el sino de su no caer en forma de exudación
transversal en la biosfera con desechos a cubrir, dada a respirar
tal como un obsequio en este breve impasse de nochebuena
petroquímico polo no del norte sino acá, en la bahía, blanca
en remotos tiempos, cuando hubo el obsequio y no era cáncer.

Ignacio Uranga, Bahía Blanca, 1982
de Materna, Inédito


No hay comentarios.:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...