sábado, marzo 05, 2011

esa cama estúpida


La yerba espera


a Javier Adúriz

Ahora que sé que las sentencias no convienen
y que Café Bretaña es un buen libro
A vos te va la vida alucinando, envuelto en un turbante
en medio de mensajes para el pueblo
que alientan lo que a los otros nos falta
Un samurái en cuerpo y alma o simplemente un hombre
que fue y que vino para buscar la calle que sabemos
que no existe
En Peña me enrostraste complejo de católica
y me dejaste yerba junto a una nota de tres líneas
Después de mucho tiempo leí los primeros dos poemas
que escribiste contra el disgusto y placer
de los más últimos
Y si lo pienso, la dama de pelo fucsia no fue tu gran amiga
pero nos abrazamos muchas veces
pero nos escuchamos muchas veces
y diste justo en el clavo
y supiste de dónde me tenían agarrada
como a vos, a esa cama estúpida
a la ruina sistemática de lo que importa.


Silvia Camerotto, Lomas de Zamora, 1959
Inédito
imagen: s/d

1 comentario:

El poeta ocasional dijo...

Me gustó la manera que descifra una anécdota

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...